domingo, 24 de octubre de 2010

Disturbios sin policia

Resulta muy dificil relatar las cosas que se vivieron durante la sublevacion policial del pasado 30 de septiembre. Evite hablar de ello por un tiempo. Todo fue un caos, toda conciencia se escondio, todos los miedos salieron a flote, ver a jovenes estudiantes de colegios corriento cual delincuentes con el botin en las manos es simplemente perturbador, ¿Donde quedaron la moral y la educacion que se supone tenemos? Ver a madres de familia con niños en brazos agarrando lo que mas se podia de los almacenes, niños que no pasaban de los 10 años robando con una sonrisa como si todo fuera un juego. Tipos mal encarados parados en medio de la via apuntando con su arma a todo aquel que se crece para asaltarlo, jovenes indefensas que resultaron vejadas por la inconciencia de muchos. Quedo demostrado que a nuestra sociedad le falta años de cultura. Y en medio de todo la estupidez mas grande, ver al señor ministro de agricultura diciendo que no pasaba nada, que se estaba viviendo una jornada civica en las calles, mientras los comerciantes se armaban con palos y garrotes para defender lo que con tanto esfuerzo mantienen a flote ante el inminente saqueo. Quien responde ahora por todos aquellos comercios asaltados, por aquel policia que cayo frente a nosotros en vivo y en directo, quien responde por aquellos que fallecieron por culpa de un bono menos. Ver compatriotas dandose bala a mas no poder, con la consigna de defender algo que al final resulta tan burdo, dinero. Hubieron miles de forma de reclamar lo que supuestamente se les estaba quitando, sin embargo les importo un comino el sentir de las personas que se supone deben defender... Para aquellos que causaron todo esto solo me queda una palabra: miserables...